%AM, %14 %777 %2016 %10:%Abr

Problemas de salud que se pueden solucionar con limón, pimienta y sal

Escrito por AGENCIAS
Valora este artículo
(0 votos)

La combinación de limón, pimienta y sal es un remedio alternativo que se utiliza desde la antigüedad como tratamiento contra muchas dolencias.

Aunque a menudo todos estos se utilizan como aderezo para ensaladas y carnes, sus principios activos han sido útiles para prevenir y tratar varias afecciones.

Si bien muchos aún desconocen cuáles son sus aplicaciones, ya está comprobado que funcionan incluso mejor que los fármacos convencionales.

Su principal ventaja es que no producen efectos negativos y pueden emplearse el tiempo que sea necesario para sentir alivio.

En esta ocasión queremos compartir esos 7 problemas de salud que puedes solucionar con estos simples ingredientes.

1- Dolor de garganta

Las propiedades antisépticas y antimicrobianas de este remedio natural reducen la presencia de bacterias y virus en la garganta.

También cuenta con un efecto antiinflamatorio y analgésico que mitiga el dolor y la sensación de malestar.

Ingredientes

1 cucharada de zumo de limón (10 ml)

½ cucharadita de pimienta negra (2 g)

1 cucharadita de sal (5 g)

1 vaso de agua (200 ml)

¿Qué debes hacer?

Mezcla el zumo de limón fresco con la pimienta negra y una cucharadita de sal marina.

Incorpora todo en un vaso de agua tibia y realiza gárgaras varias veces al día.

 

2- Congestión nasal

La combinación de pimienta negra con canela y comino nos da como resultado un antihistamínico y expectorante natural para aliviar la congestión y el exceso de mucosidad.

Ingredientes

½ cucharadita de pimienta negra (2 g)

½ cucharadita de canela molida (2 g)

½ cucharadita de comino molido (2 g)

1 cucharadita de cardamomo (5 g)

¿Qué debes hacer?

Mezcla todos los ingredientes en un recipiente, de modo que quede un polvo fino.

Huele el producto concentrado para calmar los estornudos y la nariz tapada.

 

3- Cálculos biliares

Los cálculos o piedras biliares son unos depósitos duros que se forman por la acumulación de residuos en la vesícula biliar.

En la mayoría de los casos generan bloqueos en los conductos y producen un dolor punzante e insoportable.

Aunque muchos casos requieren una intervención quirúrgica para eliminarlos, con el consumo de este remedio natural se pueden disolver cuando aún no se han agravado.

Ingredientes

3 cucharadas de aceite de oliva (48 g)

El jugo de ½ limón

1 cucharadita de pimienta negra (5 g)

¿Qué debes hacer?

Mezcla el jugo de medio limón con el aceite de oliva y la cucharadita de pimienta negra.

Divídelo para dos tomas: una en ayunas y otra antes del almuerzo.

Consúmelo como mínimo durante tres semanas seguidas.

 

4- Aftas bucales

Las cualidades antibacterianas de la sal del Himalaya son eficaces para aliviar las aftas bucales y disminuir la proliferación bacteriana.

Ingredientes

1 cucharada de sal del Himalaya (10 g)

1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

Disuelve una cucharada de sal del Himalaya en una taza de agua tibia y realiza gárgaras tres veces al día.

 

5- Náuseas

Los malestares estomacales y las náuseas se alivian rápidamente con una simple mezcla de limón con pimienta negra.

Ingredientes

1 cucharada de jugo de limón (10 ml)

1 cucharadita de pimienta negra (5 g)

1 vaso de agua (200 ml)

¿Qué debes hacer?

Vierte el jugo de limón y la pimienta negra en un vaso de agua tibia.

Consúmelo despacio, hasta dos veces al día.

 

6-Dolor de muelas

El dolor de muelas es una de las señales de infecciones bucales por el crecimiento excesivo de las bacterias.

Su alivio se obtiene al eliminar los microorganismos y suprimir el consumo de alimentos ácidos o ricos en azúcar.

Ingredientes

½ cucharadita de pimienta negra molida (2 g)

½ cucharadita de aceite de clavo (2,3 g)

¿Qué debes hacer?

Incorpora la pimienta negra en el aceite de clavo hasta obtener una pasta.

Aplícate el producto con la ayuda de un cepillo y déjalo actuar 5 minutos.

Enjuaga con agua tibia y úsalo todos los días.

 

7- Frío y gripe

Por su elevado contenido de aceites esenciales, vitamina C y minerales, el limón es uno de los frutos más recomendados para prevenir y tratar los síntomas de la gripe.

Sus efectos los potenciaremos con una pizca de pimienta y miel, los cuales ayudan a detener la acción de los virus.

Ingredientes

El jugo de ½ limón

1 cucharadita de pimienta negra (5 g)

1 cucharada de miel (25 g)

1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

Exprime el limón y mézclalo con la pimienta y la miel de abejas.

Vierte el producto en una taza de agua tibia y mézclalo bien.

Consúmelo dos o tres veces al día, hasta sentirte mejor.

 

Como puedes notar, estos ingredientes básicos de tu cocina son excelentes soluciones contra problemas de salud comunes.

Consúmelos cada vez que los necesites y aprovecha todas sus propiedades.

Información adicional

Visto 338 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.